¿Es obligatorio el uso de cubre boca?

Durante la evolución de los contagios del Covid-19 en México, se han escuchado distintas recomendaciones respecto del uso de mascarillas por parte de la secretaría de salud y autoridades de gobierno.

Inicialmente se solicitaba a la población que se diera prioridad al personal de salud y personas contagiadas para hacer uso del cubre bocas. En ese momento la indicación correspondía a no generar compras de pánico y provocar el desabastecimiento del insumo, ya que con la cantidad de infectados, el uso masivo aun no era necesario.

Sin embargo, aunque las autoridades sanitarias mexicanas han manifestado que el uso de cubrebocas entre la población no evita contagios y a nivel internacional hay una debate acerca de su eficacia, actualmente existen 7 estados de la República que han solicitado a los ciudadanos el uso del cubre bocas como medida indispensable.

¿En qué estados?

Gobernadores de Coahuila, Aguascalientes, Estado de México, Puebla, Nuevo León, Tamaulipas y la Ciudad de México realizaron un llamado a utilizar mascarillas en las calles y transporte público.

En Ciudad de México

La jefa de gobierno señaló desde el 17 de abril que el uso de cubrebocas es obligatorio para viajar en el Metro.

Para lograr esta medida, se está trabajando con la Secretaría de Desarrollo Económico (Sedeco) para facilitar el acceso a cubrebocas ante la escasez y alza de precios que se ha registrado en las últimas semanas; además en los reclusorios la Secretaría de Gobierno ha coordinado la elaboración de cubrebocas.

Por lo que, según esta información a pesar de que las autoridades no han extendido la obligatoriedad de utilizar esa protección para todo evento, se apela a la responsabilidad de cada individuo para cuidar de sí mismo y de su entorno mas cercano.

Hasta el día de hoy a nivel mundial las medidas más efectivas para protegernos son quedarse en casa, si no es posible totalmente, mantener una distancia social de al menos 1.5 metros entre cada persona y por sobretodo lavarse las manos constantemente con agua y con jabón.